⊕ La muerte en Facebook y otras redes sociales

¿Qué sucede tras la muerte de alguien en sus perfiles en las RRSS?, una pregunta que muchos se plantean tal y como salió en el debate sobre La Red Social. La respuesta es cuanto menos inquietante. Cuando un familiar cercano (cónyuge, padres, hermanos, hijos), un familiar (abuelo, tía, tío, primo, etc.) o un amigo, compañero de trabajo, compañero de clase,… fallece Facebook proporciona un formulario en el que suspender la actividad de la cuenta y si así lo quieres convertirla en una “cuenta conmemorativa” de manera que se puedan registrar las condolencias correspondientes.

Captura del formulario

Captura del formulario

Para justificar el fallecimiento siempre es necesario aportar un documento acreditativo enlazado desde una URL ya sea un parte de defunción, una esquela, una necrológica,… Además del nombre de la cuenta y su email también se requiere el grado de filiación nuestra con el titular de la cuenta y nuestro email. Si el formulario se usa de forma indebida se castigará “bajo pena de perjurio” según declaran.

Como decíamos, después de la comprobación por parte del equipo de Facebook se procederá a crear un “muro-homenaje” con las condolencias y, aunque sin confirmar, nos imaginamos que se enviará, como otras tantas, una notificación del fallecimiento de uno de tus contactos. No cabe duda de que es una manera poco habitual de conocer tal fatídica noticia.

En otras redes sociales

En Twitter siguen con el método de borrar las cuentas inactivas al cabo de un tiempo, en su web recomiendan actualizar al menos cada 6 meses aunque probablemente el tiempo que consideren sea mayor. Este dato es útil no solo en caso de fallecimientos sino para aquellas personas que tengan registrado algún nombre de usuario con el fin de que nadie lo escoja ya que puede no servir de nada.

Por otra parte existe, otra opción: sería enviar las credenciales del fallecimiento vía postal a las oficinas de San Francisco o tal vez también sirva a las que tiene en Madrid. Si bien es cierto, que estas últimas no son tales ya que solo un equipo de EcoPerenlaRed en un intento de visitar las instalaciones para el programa Vicalvaradas se encontró con otra empresa que preguntados afirmaban ejercer meras tareas de recoger correspondencia.

En Google el sistema es similar en lo referido a recurrir al correo ordinario, o en todo caso, al fax, en esta ocasión dirigidos a Mountain View, California con los datos que especifican en un procedimiento. De esta forma se puede actuar en todos los servicios asociados a su cuenta por ejemplo, Gmail, pero también YouTube o incluso su perfil en la red social de Google, Google+.

En Instagram se puede contactar por correo electrónico, en LinkedIN habilitan un formulario “seguro” en su web con firma digital, en Yahoo también es necesario el envío de un carta.

Por último comentar que también existen numerosos servicios paralelos en los que puedes marcar qué hacer con tus perfiles si falleces y ellos ya se encargan de ejecutar las acciones pertinentes.

Un ejemplo sería If I Die.

Parece que, a pesar de lo que pueda parecer, en los términos legales –que nadie lee– está expuesta toda la casuística posible, hasta incluso el final de la vida del usuario.

Más información: Bitelia / ABC.es / De10.com

Anuncios

5 pensamientos en “⊕ La muerte en Facebook y otras redes sociales

  1. ¡Muy buena entrada, Fernán!
    Como ya ocurrió en clase, me has dejado anonadado. He echado en falta Tuenti, pero supongo que el proceso será el mismo: la carta.
    Me parece muy frívolo lo de la notificación, no estoy seguro de que sea verdad, porque queda un poco cruel tener tres notificaciones, por ejemplo: una foto del último botellón, una de Cuanto Cabrón y… ¡ah, por cierto! Que se ha muerto tu amigo Y…
    De todas formas, es muy útil todo esto. Sentimentalmente, muchas personas lo pasan mal cuando entran al Tuenti/Facebook/etc. de una persona fallecida y se encuentran con comentarios en el tablón del tipo: “ya no se te ve el pelo” o ” a ver cuándo quedamos” posteriores a la defunción. En ese sentido, creo que está bastante bien pararlo, pero también me parece interesante dejar las fotografías (si el difunto así lo hubiera querido) para que sus allegados le puedan recordar.
    Me da la impresión de que impacta el hecho de tratar un tema tan grave en un contexto tan banal como el de una red social, pero es muy interesante todo esto. Una vez más, ¡cuánto podríamos aprender de los términos legales que aceptamos al crearnos una red social!

    Daniel Revilla Serrano

  2. Interesante información que espero que no nos sea útil a ninguno en un futuro cercano.
    Reafirmo todo lo que ya ha comentado Daniel, cuando te creas una cuenta en una red social nunca piensas en qué pasará con ella cuando ya no estés pero algo habrá que hacer. La justificación por carta me parece correcto pero me surge la duda de qué ocurre si el nombre del perfil no es el real.
    La notificación de defunción de un “amigo” de la red puede parecer fría y frívola (si es de verdad la fórmula empleada) pero en la actualidad mantenemos el contacto o tenemos amigos solo a través de Internet, y aunque sea duro de otra forma no se enterarían sino que solo verían nuestra cuenta desaparecer. Quizá se podría crear una notificación especial, no sé es una idea que, repito, espero no ver realizada.
    Marta Pastor Villalobos

  3. Creo que después del fallecimiento de un ser querido, lo último que se plantea los familiares o amigos es dar de baja su cuenta de facebook. Es un tema muy delicado y que hay que tratar con mucho cuidado. A mí me ha ocurrido, y se te estremece el corazón cuando ves a esta persona en tu lista de amigos, pero igual que hay estatuas y placas recordando a personajes ilustres, creo que esta puede ser una buena forma de recordar a esta persona, porque al fin y al cabo, son tambien nuestros propios “personajes ilustres”.

  4. Como dice Marta, cuando te creas un perfil social nunca piensas que pasará cuando ya no estés. Es más, hasta que no hablamos de este tema en clase era un tema que yo ni me había planteado. De hecho, creo que la mayoría de gente tampoco se lo ha planteado nunca. Pero es un tema real que hay que tratar y esta entrada es muy útil para saber que hacer ante esos casos en las diferentes redes sociales. En mi opinión, una vez certificada la defunción se debería eliminar el perfil, y no andar creando muros para que la gente exprese sus condolencias. En este sentido la política de Twitter me parece la más correcta.

  5. Pingback: En otro orden de cosas… | El blog de @fernangh

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s